3 beneficios de las placas de inducción que quizás desconoces

Como bien sabes, una placa de inducción genera calor a través de dicha inducción, mientras que otros tipos de placas que se encuentran en la mayoría de los tienden a utilizar un método de calentamiento por conducción. Una placa de inducción crea un campo electromagnético entre una bobina debajo de la tapa de vidrio y la bandeja. Esta conexión a través de un imán de bobina de cobre produce una corriente y calienta la sartén rápidamente. ¿Conoces sus beneficios directos?

Aunque a priori puede sonar algo complicado, es una forma muy sencilla de producir calor para cocinar. Una cosa que debes saber es que para usar una placa de inducción correctamente, debe tener ollas y sartenes hechas de metal ferroso como el hierro o el acero.

Placas de inducción vs placas eléctricas

Una placa de inducción todavía usa electricidad para producir un alto nivel de calor en la cocción, sin embargo, a diferencia de una cocina eléctrica, la placa se mantiene fresca. Bastante raro, ¿verdad? Bueno, si bien puedes obtener algo de calor de la placa, ya que la sartén estará en contacto con la superficie, básicamente puedes tocarla sin quemarte. Esta forma de seguridad es solo uno de los muchos beneficios de una placa de inducción.

En comparación con el uso de placas eléctricas, la cocción por inducción también es generalmente mucho más barata. Esto se debe a que la placa no tarda tanto en calentarse, por lo que no quema tanta energía. De hecho, se ha descubierto que una placa de inducción puede tener una eficiencia energética del 90%, mientras que las placas eléctricas tienen solo alrededor del 55% y las placas de gas caen por debajo del 50%.

Beneficios de las placas de inducción

Seguridad con niños en casa

Uno de los principales beneficios de las placas de inducción es que no se calientan tanto como las placas de gas o eléctricas. Es posible que aún recibas algo de calor de la placa, pero no será como dejar una cocina eléctrica, por ejemplo, donde el anillo se quema intensamente mucho después de que hayas retirado la sartén.

La inducción funciona mediante una conexión entre la sartén y la placa y, una vez que se ésta acaba, se apaga automáticamente. Si tienes hijos una placa de inducción es un método mucho más seguro que una cocina de gas o eléctrica.

Cocinas en menos tiempo

¿Cuántas veces has esperado mirando sin parar a que la placa se caliente? Probablemente más veces de las que te gustaría recordar. Con una cocina de inducción, tu comida se calienta mucho más rápido que cualquier otro método. De hecho, las placas de inducción producen un 50% más de potencia de salida que una placa tradicional. Esto significa que tu comida se cocinará completamente mucho más rápido. Si tienes un estilo de vida ocupado, los niños gritando esperando su cena o simplemente estás impaciente, entonces una placa de inducción es una opción fantástica gracias a sus ventajas de ahorro de tiempo en el cocinado.

Limpiarlas es mucho más fácil

Quizás uno de los mayores beneficios de las placas de inducción es que son mucho más fáciles de limpiar después de cocinarlas. Lo mejor de la cocción por inducción es la superficie completamente plana de la placa además del hecho de que queda frío justo después de quitar la sartén. Esto significa que no necesitas arriesgarte a quemarte al tratar de limpiar cualquier líquido y los derrames no se incrustan en la superficie, ya que con una placa de inducción, simplemente puedes limpiar cualquier desastre en segundos sin necesidad de esperar a que se enfríe.

Una placa de inducción es algo que debes considerar para tu cocina. No solo te brinda estas ventajas, sino que también te acerca un paso más cerca de tener una cocina inteligente al tiempo que te ofrece un diseño moderno y elegante. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *